Connect with us

@dect1608

Que Petróleos Mexicanos, va a ser sometido a una “dieta” para adelgazar su nómina y como primera meta, será sacar unos 10 mil 533 trabajadores bajo un proceso de jubilación y sus plazas no volverán a ser reactivadas. Fue una noticia publicada en La Jornada y generó la irritación de los líderes petroleros, así como la incertidumbre de muchos empleados de la petrolera.

Desde mediados de 2015, Mario Beauregard, director de Finanzas de Petróleos Mexicanos, habría informado que se analizaba la intención de reducir la nómina de Pemex a lo largo de los próximos diez años, siendo el personal idóneo para la “dieta” los empleados que tengan 25 años de servicio o cuente con 55 años de edad, pues según la información difundida en 2015 unos 2 y 3 mil personas estaban en proceso de jubilación y para este 2016 entre 2 y 4 mil empleados deberían estar en la misma situación; tas la noticia, los miedos de muchos petroleros.

Pero ante este tipo de publicaciones y filtraciones de información, los Secretarios generales de las diversas secciones del Sindicato de Trabajadores Petróleos de la República Mexicana (STPRM), salieron a defender a sus agremiados, pero sobre todo al máximo líder, al Senador don Carlos Romero Deschamps, pues aseguran que no habrá despidos masivos y mucho menos de los afiliados al sindicato, “no hay tal despido, ningún sindicalizado se va”, ha expresado tras la noticia que cimbró la misma torre de Pemex la doctora, Ana María Herrera, Secretaria General de la Sección 33 en Tampico.

La líder sindical tampiqueña, refiere que en ningún momento, el Senador, desamparo a sus correligionarios a la hora de firmar el contrato colectivo pues, aseguró que se antepusieron los intereses personales de sus trabajadores y el bienestar de sus familias, pues a decir de la doctora Ana María, el Contrato Colectivo 2015-2017 es una clara muestra de la excelente y sana relación entre Pemex y el Sindicato por lo que descartó categóricamente el despido masivo del que se habla en todo México y que tiene temblando a miles de petroleros.

Lo que sí es verdad es que los procesos y tiempos de jubilación están siendo tomados en cuenta y los lineamientos aplicados con estricta exigencia, esto indiscutiblemente con el fin de mantener “la sana distancia” entre sindicato y la paraestatal, que desde hace unos años ha venido perdiendo solidez, dando entrada franca a las firmas extranjeras.

davidcastellanost@hotmail.com

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión