Connect with us

@dect1608

Como un auténtico guion de película de acción, se está llevando la vida en Tampico y sus municipios conurbados del sur de Tamaulipas. Primero el cártel predominante y controlador absoluto, luego el divorcio y surgimiento de otro grupo, posteriormente la curación de sus sobrevivientes y ahora los payasos encontraron una nueva forma para delinquir. Tal como en la película “punto de quiebra”, donde una banda de asalta bancos perpetra sus robos con máscaras de los ex presidentes gringos, Reagan, Carter, Nixon y Johnson; solamente que en la ciudad costera de Tamaulipas, los ladrones se cubren el rostro con máscaras de payaso y utilizan armas de grueso calibre para saquear las casas de la localidad.

El Grupo de Coordinación Tamaulipas (GCT) tiene entero conocimiento de la situación en la zona costa de la entidad, tan así que envió un comando especial de la Fuerza Tamaulipas, para combatir a esta banda que tiene en sus manos las zonas residenciales de la ciudad, donde particularmente ejecutan sus actos delictivos. Su efectividad, rapidez y certeza para actuar, igual obligó a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) enviar a la zona su grupo especial anti robos, integrado por policías ministeriales expertos en el tema, algunos son de la misma plaza de Tampico, otros son de diversas regiones del Estado y estos son fortalecidos por compañeros de otras entidades del país como el Estado de México. Al Grupo de Coordinación, solamente le hace falta un infiltrado como el joven, Jonhy Utah, quien en la película se mezcló entre los surfistas y recabo la información necesaria; pero en la película tamaulipeca de la vida real, es más probable que los ladrones tengan un infiltrado en las corporaciones policiacas.

Y la idea no es descabellada, las mismas víctimas de la banda de los Payasos, han hecho evidente la falta de confianza al publicar en redes sociales que sus hogares fueron atacados por estos delincuentes, ir a la Procuraduría para iniciar el proceso legal, no aplica para los tampiqueños; el Vicealmirante Rodolfo Cañedo Solares, Coordinador de Seguridad en la Zona Costa de Tamaulipas, lo reconoce y es que tanto tiempo con criminales arraigados y viviendo en los cuerpos policiacos, no se olvida fácilmente a la sociedad que ha padecido los últimos años una película de guerra.

Aunque no existe una cifra real de los robos domiciliarios de parte de esta banda delictiva, versiones internas de la procuraduría local, extraoficialmente informan que los “payasos” llegan a  vulnerar al menos unas 10 casas por día; todas bajo la misma forma de operar, asechan a  sus víctimas afuera de sus hogares, cuando están por salir o entrar los capturan y amordazan, los introducen en la vivienda y sustraen las cosas de valor que son fáciles de vender en el mercado negro, en algunos de los casos, han raptado a sus víctimas para llevarlos a los cajeros automáticos y sustraer todo el dinero de sus plásticos bancarios; ha sido han pasado los días los ricachones de Tampico desde hace más de un mes y apenas reacciono el alcalde de Tampico, Gustavo Torres, gestionando seguridad especial para su colonia y la de sus amigos, zonas residenciales que serán patrulladas por un grupo de operaciones especial de policías y militares.

 

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión