Conéctate con nosotros

Una niña de tan solo dos años y nueve meses de edad murió en una clínica de Nuevo Laredo, luego de que consumió accidentalmente ácido para lavar aires acondicionados. En un descuido de sus padres la pequeña, de nombre Laura Itzel, ingirió el líquido que estaba a su alcance en la casa de sus tíos.

Se informó que los padres se disponían a regresar a Texas, en donde viven, tras algunos días de visita en Nuevo Laredo. Mientras se alistaban para regresar a Estados Unidos, y cargaban su equipaje, la niña se encontraba con su hermano en la sala de la casa, y fue su mamá quien la encontró con una botella de líquido rosa.

La tragedia se registró en una vivienda de la colonia Unidad Nacional de esta frontera de Tamaulipas, desde donde la niña fue trasladada con vida a una clínica del sector poniente de la ciudad. La menor falleció dos horas después de su ingreso al hospital, según informan elementos del Ministerio Público.

Fuente: hoytamaulipas.net

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Tamaulipas