Conéctate con nosotros

Altamira Tamps.- Concesionarios en Altamira, debido a la falta de liquidez,  al aumento de la gasolina,  de  los costos en las refacciones para  el mantenimiento de sus unidades,  así como los pagos fiscales  con los que deben cumplir ,  han tenido que acudir a las casas de empeño para solicitar un préstamo  dejando en garantía la concesión de sus vehículos.

Santos Torres Gámez, concesionario de la ruta Batería 7 y presidente de la  Comisión de Transporte Público Municipal, detalló que de los de 700 concesionarios  adheridos a esta base, el 20%  han recurrido a esta práctica para poder solventar sus gastos.

“Si, varios compañeros han tenido que empeñar sus papeles para poder hacer los pagos porque hay algunos compañeros que realmente si les ha ido mal”

Explicó que  como concesionario sabe el gasto que representa tener las unidades al 100% para que circulen sin problema y esto incluye mantenimiento, pagos fiscales al corriente y adquirir un seguro de cobertura amplia, en total en todo esto se tiene que cubrir un monto aproximado de  poco más de 90  mil pesos anuales, además de que algunos de ellos tienen  sus vehículos financiados.

“A veces aceptan la concesión o la factura del vehículo para un préstamo y salir adelante con los pagos, algunas  personas han  acudido a empeñar la concesión de sus vehículos y es su patrimonio”

Reconoció que actualmente para el sector del transporte público, la situación es crítica y muchos de ellos no solo han acudido, dijo, a las casas de empeños, sino  además  han tenido que recurrir  a préstamos bancarios para poder solventar gastos.

 

Desde la redacción.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Sur de Tamaulipas