Conéctate con nosotros

Nuevo Laredo Tamps.- Coinciden comerciantes del sector centro en su inconformidad, la demarcación de policía ubicada en la calle Guerrero de Nuevo Laredo, no ha cumplido con las expectativas de brindar seguridad en el sector.

Efectivamente la demarcación que fue abierta por las autoridades, en coordinación con la Policía Militar que hace aproximadamente año y medio estaba destacamentada en la ciudad, ahora es ocupada por la Policía Estatal Acreditable (PEA).

“La presencia de la Policía Militar en esa demarcación, trajo al sector centro y especialmente a comerciantes, expectativas positivas en relación a la seguridad de visitantes y posibles compradores, pero finalmente ante la imposibilidad de que hicieran recorridos o rondines a pie, pues su presencia solamente fue ahí en la oficina de ese inmueble”, comentó René Molano Moreno, presidente de la asociación de Bares y Cantinas de la ciudad.

Ninguna de las dos instancias, Policía Militar y ahora la PEA accedieron a realizar rondines a pie, entonces esto ha permitido que la inseguridad persista en el área.

Uno de los comerciantes informales más añejos, Rogelio Castillo Almazán, comentó que efectivamente al principio pareció que ponían orden.

“Pero solamente fue al principio, porque en el sector centro de la ciudad, todo ha seguido igual que antes de la demarcación, de nada sirve que elementos estén ahí dentro de la oficina, o parados afuera, mientras que en las calles cercanas se dan todo tipo de situaciones”, concluyó Castillo Almazán.

Por: Feliciano Diéguez

 

Desde la redacción.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Corresponsales