Conéctate con nosotros

@dect1608

Luego de la aniquilación de 14 personas de dos familias en el noreste de México, precisamente  en ciudad Victoria, capital del estado de Tamaulipas, donde se realizó la masacre de San Fernando en 2010 y 2011. El grupo criminal que se atribuyó el ataque, sentenció un próximo atentado contra la Casa de Gobierno y pidió al presidente Enrique Peña Nieto y al Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, no despegar los ojos de la entidad.

“Sr. Presidente Enrique Peña nieto y secretario Miguel Ángel Osorio Chong recojan a los civiles muertos que les deje en ciudad victoria, ya que después que el gobernador Egidio Torre Cantú, agarró dinero para protegernos, ahora le da la espalda  a mi gente…”, con esto iniciaron el narco mensaje, dejado en una manta a tan solo unos minutos del multi homicidio.

Fue un sábado sangriento el que se vivió en la capital del estado, “ahorita está muy feo por acá” dicen los residentes capitalinos, quienes aseguran, una masacre como la del fin de semana, fue muy sonada por la forma en la que operaron los criminales, sin embargo aseguran que diariamente hay ejecuciones y hasta decapitados por la disputa de la plaza entre los dos cárteles que operan en ciudad Victoria, municipio que fue abandonado por su alcalde, Alejandro Etienne Llano, quien renunció al cargo para irse como Diputado Local del Partido Revolucionario Institucional (PRI) por la vía plurinominal y que llegará al Congreso el próximo uno de octubre.

El sábado a las 07 horas, se estaba registrando el primer asesinato múltiple, cuando el comando armado, ingresó a la residencia ubicada en la colonia Ampliación López Mateos, donde a quemarropa, entregaron a la muerte a 11 integrantes de la familia capitalina que según las autoridades locales, estaban vinculados con uno de los cárteles que se disputan el negocio de las drogas. Cuarenta y cinco minutos después, en la colonia Revolución Verde, acabaron con la vida de dos mujeres y un hombre, mientras que otros cuatro quedaron heridos. En el exterminio hubo menores de edad que perdieron la vida.

Esta masacre, según el narcomensaje, se ordenó desde un centro de readaptación fuera de Tamaulipas y tiene un origen: “seguiré ordenando ataques a la población civil en cd Victoria para que vean que aún tengo poder y desde el penal sigo mandando y seguiré matando civiles y tu XxxxX Egidio próximamente te voy a reventar casa de gobierno pa que veas que el que avisa no es traidor y aún encerrado tengo el power”, esta serie de palabras, forman parte del mensaje que dejaron, que no es más que una acusación seria contra el gobernador tamaulipeco que está próximo a finalizar su mandato que inicio el 01 de enero de 2011, tiempo en el que solo existían dos cárteles de las drogas y no los tres que ahora deja sueltos y con total impunidad por las calles de Tamaulipas.

davidcastellanost@hotmail.com

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Opinión

  • Ya sabíamos que nos estaban robando

    Se licitó en el sexenio de Enrique Peña Nieto y comenzó su edificación cimentada...

  • Huesitos

    En el territorio bajo control de la columna armada “Pedro J. Méndez”, se detectó...

  • Mentiras piadosas

    Los grupos políticos opositores al cabecismo, dictan que la Fiscalía General de Justicia del...

  • Paco Love

    David Ed Castellanos Terán@dect1608 Que irónico. El próximo mes de septiembre cumple 32 años...