Connect with us

Tampico Tamps.- Hoy en día, el sector educativo se encuentra en crisis, semanalmente se reciben un promedio de 5 quejas emitidas por derechos humanos, por aparente malos tratos de maestros hacia los alumnos.

Padres ofendidos, piden a los maestros suavidad ante las berrietas de sus hijos; los maestros reconocen que todavía hace dos décadas, los mismos padres de familia pedían correctivos, severos en el salón de clases.

Pablo Arguello Castillo, Jefe Regional de la Educación, explicó “Ya no estamos en los tiempos aquellos de hace 50 años en los que se podían hacer castigos, porque los mismos padres de familia lo recomendaban, lo sugerían los papas, en la actualidad las situaciones han cambiado, entonces, yo tengo por ahí, por ejemplo, semana por semana 4 a 5 demandas de derechos humanos por situaciones, algunas que son intrascendentes pero que ya los papas por cualquier cosita demandan”.

Insiste que muchos de los niños, le han perdido el respeto a los padres, y por consecuencia, los maestros han perdido también terreno en el tema del respeto.

Resaltan que lo grave, es que las constantes quejas de los padres de familia, criticando y deteniendo los métodos educativos, afectan el desarrollo académico de sus hijos.

Hoy en día la preparación, con la carrera magisterial y maestrías, Es una exigencia para que los maestros puedan impartir clases; y son ellos mismos los que piden al gobierno, cubra con personal, áreas delicadas dentro de los planteles como trabajador social, y psicólogos

La profesora Claudia Rosas Marín, y regidora de Tampico, mencionó “Simplemente que cumpla los compromisos que vienen en la ley, los compromisos son tener una educación de calidad que va de la mano, que esto tiene que ser totalmente al 100%, tienen que reunir las características tanto en infraestructura como en equipamiento, como en personal tener el psicólogo que se requiere tener un trabajador social que nos ayude a arreglar las problemáticas que se presentan dentro de las escuelas pero en situaciones de hogar y el médico que también se necesita para que un alumno rinda tiene que estar al 100% en su salud”.

Por lo pronto se tiene un cierre de ciclo escolar complicado; actualmente se mantienen reuniones de trabajo académico con los maestros de educación básica, marcan lineamientos, y métodos pedagógicos, que permitan aprendizaje de los niños, sin que se moleste a los padres de familia.

 

 

 

Desde la redacción.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Sur de Tamaulipas