Connect with us

@dect1608

La guerra contra el narcotráfico se disputa en varios frentes. Desde el combate cuerpo- cuerpo, entre sicarios de los cárteles y policías; operativos de inteligencia de buenos y malos; vigilancia de narcos a elementos policiacos a través de videocámaras, así como inspección ocular de los Grupos de Coordinación a criminales con los modernos y costosos C4; los policías infiltrados y delincuentes en las corporaciones estatales y federales; son algunas de las tantas maneras en las que el Gobierno y los grupos delincuenciales se disputan el territorio, mientras la nota roja y de violencia sigue invadiendo los medios de comunicación.

La creación del mano único, fue un proyecto del ex presidente de México, como también fue la  grandiosa idea de declararle la guerra a los traficantes de armas, drogas y personas; siendo Tamaulipas, uno de los estados que más ha sufrido la consecuencia de esta decisión. (cuando escribí grandiosa, entiéndase que es sarcasmo, ya que la forma fue de los mas absurdo)

Pero entre que las cosas se calman y no, unos tres mil elementos de la Policía Estatal Acreditable en Tamaulipas, están por iniciar una huelga y dejar de combatir al crimen organizado, esto por la falta del pago de viáticos por parte de la Secretaria de Seguridad Pública (SSP).

La SSP, tiene una deuda mayor a los 41 mil pesos por cada uno de los casi tres mil policías, por la liquidez a las prestaciones, deuda que podría oscilar en los 123 millones de pesos.

Cansados de trabajar sin horas de descanso, sin equipo táctico, sin  camionetas y ante la falta de armamento para defenderse de los cárteles de la droga, los policías estatales, decidieron declarar bajo anonimato su inconformidad y solicitar al General Arturo Gutiérrez García, Secretario de Seguridad Pública, liquidar el adeudo, un pendiente oneroso del que tiene conocimiento el mismo funcionario estatal desde que inició el año, sin embargo las autoridades tamaulipecas, no han cumplido su palabra con los policías, generando un descontento entre los elementos por lo que ya analizan la posibilidad de ponerse en huelga, y es que muchos de ellos, no solamente patrullan la zona limítrofe con Veracruz, San Luis Potosí Y Nuevo León, muchas veces o en la mayoría de los casos duermen en otras ciudades.

La nula seriedad en el pago de los viáticos y prestaciones hacia los integrantes de la  denominada Fuerza Tamaulipas, podrá crear un conflicto grave ya que sin solvencia económica, podrán quedar de nueva cuenta a merced del mejor postor que en este caso, es ni más, ni menos que el crimen organizado que se maneja en dólares, papel moneda que naturalmente pocas veces tiene acceso el policía honesto mexicano.

Vamos a ver qué sucede en los próximos días si la SSP, no paga lo que debe.

 

 

 

 

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión