Conéctate con nosotros

Un vuelo tuvo que aterrizar de emergencia pocos minutos tras su despegue debido a un pequeño incendio de una batería portátil.

El avión tenía una ruta de Nueva York a Londres, pero cuando la batería para cargar smartphones se incendió se tuvo que aterrizar de emergencia en Boston. El personal del vuelo logró apagar las llamas con rapidez, y se evacuo a los 271 pasajeros sin heridas.

Aún se desconoce la marca de la batería o por qué comenzó a arder pero se dice que este tipo de incidentes no son nada raros. Ya que aunque estas baterías incluyen funciones para apagarse en caso de que la temperatura suba demasiado, no siempre pueden evitar que el dispositivo se incendie.

Fuente: gizmodo

Desde la redacción.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Nal / Int