Conéctate con nosotros

Después de que se pronostico una caída económica en Brasil después de los juegos olímpicos, el presidente interino, Michel Temer, ha asegurado que la economía del país empezó a dar “señales de recuperación”, tras la suspensión de la presidente electa Dilma Rousseff el pasado 12 de mayo, a manos del Senado y los Juegos Olímpicos.

Se indica que el costo estimado de Río 2016 será de 12 mil millones de dólares, dejando así una pérdida de 4 mil millones para el gobierno brasileño. Tan solo un mes y medio el estado de Río de Janeiro se vio forzado a decretar estado de calamidad pública para así cumplir con sus funciones sociales y garantizar así las condiciones para la realización de las Olimpiadas.

En un comunicado difundido este sábado, Temer dijo que hay indicadores que sugieren que Brasil está otra vez en los “rieles del crecimiento” y se mostró esperanzado a lograrlo a partir del 2017.

Fuente: español.cctv.com

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Nal / Int