Conéctate con nosotros

Ciudad Victoria, Tam.- Más de 400 mil reses se vendieron como “vacas flacas”, derivado a la sequía tan extrema vivida este año, considerada como una de las más duras de los últimos años.

Artemio García Martínez, integrante de la Asociación Ganadera Ejidal en la entidad, sostuvo que a pesar de la temporada de estiaje, Tamaulipas logró recuperar el hato ganadero que se había perdido desde el 2012 y 2013.

Detalló que hasta ahora, el número de cabezas que se tiene, es  de un millón 100 mil bovinos, cuya cifra es la misma que se tenía hace 20 años.

Porque tras vivirse una de las sequías más duras, los ganaderos se vieron obligados a reducirlo por lo que enviaron al rastro o vendieron como vacas flacas más de 400 mil.

Explicó que esto les permitió sortear la crisis y bajar la demanda de alimento que requerían en esos momentos.

Agregó que en años posteriores se implementaron programas para apoyar la repoblación del hato y esto permitió dicha recuperación.

De igual manera dijo, que se está buscando  hacer más eficientes los ranchos al lograr  un aumento en la producción de becerros, pues  en estos momentos la capacidad de producción es de apenas un 55 por ciento de las hembras bovinas se preñan al año.

Incluso se busca contar con mejores instalaciones en los ranchos que permitan engordar mejor los becerros y obtener mayores ingresos por este concepto.

Comentó que en estos momentos, están vendiendo becerros de 200 kilos en el mercado de Estados Unidos, pero lo conveniente es que los productores se queden con esos animales más tiempo y los engorden para luego producir carne y venderlos de 400 kilos, con lo que se incrementarían los ingresos.

Info / Heraldo de Tamaulipas

Desde la redacción.

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Tamaulipas