Conéctate con nosotros

Un toque de queda nocturno para jóvenes parece haber mantenido la calma en la ciudad de Milwaukee en la madrugada del martes, luego de un fin de semana de violencia que estalló por la muerte de un afro-estadounidense por disparos de la Policía.

El toque de queda había sido decretados para menores de 18 años a partir de las 10:00 p.m. (hora local) del lunes. “Al parecer muchos padres y responsables han tomado muy, muy seriamente el toque de queda puesto en práctica durante la noche”, dijo el alcalde Tom Barret al cotidiano Journal Sentinel.

Tropas de la Guardia Nacional fueron desplegadas por precaución. Seis personas fueron arrestadas al anochecer y la estación de policía fue cerrada temporalmente luego de que se oyeran algunos disparos en las cercanías, reporta el JS.

La noche anterior una multitud había apedreado vehículos policiales, e incendiado comercios en esta ciudad de Winconsin, donde fue desplegada la Policía antidisturbios en el barrio de Sherman Park para restaurar el orden. Siete policías resultaron heridos y 14 personas fueron detenidas, había informado la policía el lunes, que precisó que durante los disturbios se escucharon unos 30 disparos.

Fuente: elpais.com

Haga clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Más en Nal / Int