Connect with us

Nuevo Laredo Tamps.- En febrero de 2013 entró en vigor el último incremento al costo del boleto en el transporte público, los concesionarios habían acordado que renovarían el parque vehicular, al autorizar dicho incremento. Nunca cumplieron.

La renovación de camiones que conforman el transporte público de la ciudad, es algo que se tiene que dar, afirmó Fernando Medina García, titular de la delegación de Transporte Público en Nuevo Laredo.

“Cuando se les autoriza el último incremento al costo del pasaje en el año 2013, las y los concesionarios estaban decididos a la renovación, porque desde luego que hay vehículos antiguos, pero si se diera un nuevo incremento entonces estarían obligados a renovarlos, por hay que recordar que no deben de sobrepasar la antigüedad de 10 años”, añadió Medina García.

El delegado de transporte público, hablando casi como concesionario dijo, que no es que quiera excusarlos, pero que ha habido incremento en el precio del diésel y la problemática que tienen con los operadores.

Actualmente circulan por la ciudad 324 autobuses urbanos, de estos el 50 por ciento rebasan los 10 años de antigüedad, incluso hay unidades que son modelo 1996 y 1997.

“Los concesionarios argumentan que se precisa de un incremento escalonado en el precio del boleto, de esta forma no habría forma que condicionaran nuevamente la renovación del parque vehicular”. enfatizó.

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Corresponsales