Connect with us

@dect1608

Lo peor que le sucedió a Jaime Rodríguez “el Bronco”, no fue que Felipe Calderón, se haya referido a él, como una amenaza tal y como se ha venido señalando al mismísimo, Andrés Manuel López Obrador. Dicen que lo malo para “El Bronco” fue que Fernando Elizondo Barragán, declinará a su favor; pues la clase obrera, trabajadora y populachera de Nuevo León, ahora ve al candidato independiente, plagado de compromisos con una socialite neoleonesa a sus espaldas que le traería como consecuencia una inminente derrota. La verdad del decline y las estrategias de campaña de Jaime Rodríguez, la conoceremos el siete de junio o días posteriores si la votación llega a ser apretada. Por lo pronto el experimento electoral en una de las tres entidades federativas más importantes de México, ha sido un gran espectáculo para regios y extraños.

Igual en aquellos aires norteños pero de Tamaulipas, aunque parezca paradójico, lo mejor que le puede pasar a doña Lety Salazar, alcaldesa de Matamoros es que pierda su candidato panista a la diputación federal, ¡exacto!, Me refiero a su señor padre, Ramiro Salazar Rodríguez, quien podría causarle una grave e interminable guerra de señalamientos, acusaciones y críticas a la edil matamorense que en tan solo poco más de año y medio, se ha convertido en una de las favoritas para abanderar al PAN en busca de la gubernatura de Tamaulipas. Si su “papi” logra la victoria, sin duda le traerá grandes problemas que podrían bloquear su acenso, evitándole llegar siquiera a obtener la candidatura, el carisma de la alcaldesa es a medida tan grande, que de no ser la aspirante de Acción Nacional, en el partido Movimiento Ciudadano, ya redactan la carta de enamoramiento para que vista el naranja de MC, un color que le sienta bien a los panistas pues entre el azul y blanco, también figura el anaranjado.

La alcaldesa tamaulipeca, Norma Leticia Salazar Vázquez, tiene la gran oportunidad de ejercer una política de altura, de gran nivel y de calidad; de no meterse en el proceso actual y dejar que su progenitor se enfrente solo al PRI “unido y propositivo” que Jesús Juan de la Garza Díaz del Guante, forjó en estos días de campaña, lejos de significar una victoria para el priista, significara una victoria elegante para la panista, su forma de ejercer el poder con todo y su “loquera” obligó a los grupos políticos tricolores, sumarse y entender que en unidad y reconstruidos entorno al proyecto de Chuchin, podrían traer mejores oportunidades de vida para Matamoros, porque mientras el candidato con nombre de galán de telenovela, Jesús Juan de la Garza Díaz, respira el fresco del espíritu de la victoria; Leticia, acaricia la oportunidad de tener el reconocimiento de Todos Tamaulipas.

El próximo siete de junio veremos que sucede, por lo pronto en el debate público realizado en días pasados en el 04 Distrito Federal Electoral de Tamaulipas, De la Garza Díaz del Guante, sacó la ventaja y con todos los operadores que le acompañaron, logró cerrar las filas de unidad priista, mientras doña Leticia, tiene una decisión incomoda.

 

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión